Vocabulario (JLPT) (x__x)


Se supone que uno como hablante nativo del español, con una educación universitaria y cultura general promedio conoce fácilmente más de 20 000 palabras. Una persona muy culta, un literato, fácilmente puede conocer el doble. Claro que supuestamente se usan solamente unas 3000 en actividades cotidianas no muy especializadas (léase: nada de vocabulario técnico ni mucha jerga [incluido el dialecto paisa]).

Aquí no faltará el que pregunte (yo lo haría) ¿y qué me importa a mí cuántas palabras sé? Pues resulta que el examen equivalente a TOEFL para el español (Diploma de Español como Lengua Extranjera (D.E.L.E.), nivel avanzado), requiere supuestamente unas 10 000 palabras y unas 1000 horas de estudio y el TOEFL requiere más o menos lo mismo de vocabulario y 1080 horas de estudio, lo cual equivale a unas 60 horas al mes por año y medio... uf! Por lo demás, el 2 de diciembre se realizó el examen de competencia en japonés o JLPT (Japanese Language Proficiency Test), con el que se evalúa el nivel del idioma del que uno es capaz. Esta prueba se efectúa solamente una vez al año en varias ciudades del mundo. En Colombia no se realiza, pero en otros países cercanos como Perú, México y Brasil, en los cuales hay una respetable población de descendientes de inmigrantes japoneses, sí se efectúa. Existen cuatro niveles, siendo el primero el más difícil: Según las especificaciones, para pasarl este nivel 1 (con un puntaje de al menos 70%) se requiere haber estudiado (!) 900 horas de japonés, poder leer los 2000 kanjis (ideogramas)de uso común y tener un vocabulario de 10 000 palabras. Para nada alentador... considerando sobre todo que con 900 horas de japonés no alcanza a aprenderse los 2000 kanjis ¡nadie! excepto algún genio superdotado y de las personas que he conocido que realmente dominen esa lengua siendo extranjeros emplearon mucho más de las 900 horas.

Toda esta charla sobre vocabulario es porque últimamente he estado muy ocupado en los últimos tres meses en un curso especial para presentar el JLPT, en la ciudad más cercana a Matsue, o sea Hiroshima, y con esta excusa nos fuimos a pasar Male y yo el puente a la ciudad tristemente célebre por la bomba atómica. Todo para tener algo más concreto que certifique el esfuerzo indecible de aprender japonés aparte del cerro de diccionarios y libros de gramática del japonés que he acumulado, por no hablar de las resmas de hojas que se han gastado haciendo planas de kanjis desde que me metí en el cuento por allá en 1998. Así que presenté el examen (¡difícil!). En febrero salen los resultados... vamos a ver...

2 comentarios:

Darsel dijo...

Yo planeo presentar este examen (3 kyuu), pero no sabía que acá en Colombia no hay dónde presentarlo... (T_T)

* dijo...

hola, que agradable ver un blog de colombianos en japon, casi siempre leo blogs de personas de otras nacionalidades. Que lindo encontrarlos!!!!!!!! pero tambien me da tristeza saber que en nuestro pais no hacen el examen de competencia en japones, estudio hace poco y mi meta es el nivel 4, esto me complica un poco las cosas, pero no me he rendido. gracias por la informacion.
まったね.